BD BD Worldwide  |  Privacidad  |  Términos y condiciones  |  Aviso de Privacidad de Protección de Datos Personales
MexicoMéxico
Cuidados para la diabetes homeCENTRO DE APRENDIZAJEPRODUCTOS BD
[spacer image]






 
Manejo de tu glucosa en sangre durante el ejercicio

Rich Weil, M.Ed., CDE

El manejo del nivel de glucosa en sangre durante el ejercicio puede ser un verdadero reto. La hipoglucemia se produce con mucha frecuencia durante el ejercicio. Este es el mayor riesgo del ejercicio para las personas que viven con diabetes, especialmente para aquellos que se aplican insulina. Los altibajos de glucosa en la sangre pueden perjudicar tu rendimiento físico y mental. También puede ser un inconveniente tener que parar tu entrenamiento, o abandonar el terreno de juego, para medir o tratar tu nivel de glucosa cuando sea necesario. Este artículo va a tratar el por qué y para qué monitorear los niveles de glucosa en sangre durante el ejercicio.

Entendiendo la glucosa sanguínea en tu cuerpo

Para entender cuando monitorear la glucosa en sangre durante el ejercicio necesitas una simple lección de fisiología. Piensa en los músculos. Ellos son los motores que queman las calorías y hacen que te muevas. Y como cualquier motor utiliza combustible para trabajar (como un automóvil utiliza la gasolina), en el caso de los músculos ese combustible son las grasas y los hidratos de carbono (glucosa).

Entendiendo el ejercicio

Durante el ejercicio, la demanda de combustible aumenta y el cuerpo responde en consecuencia.

  • La glucosa almacenada en el músculo se quema muy rápidamente.
  • Casi al mismo tiempo, la glucosa almacenada en el hígado se libera en el torrente sanguíneo (como una rápida inyección de combustible).
  • La grasa se libera especialmente de células llamadas adipocitos. Esta grasa, junto con la glucosa llega a los músculos a través del torrente sanguíneo para utilizarse como combustible.
  • Una vez que el combustible llega al músculo, debe entrar a través de vías especiales para que los músculos lo puedan utilizarlo como fuente de energía.

El efecto de la insulina

En las paredes de todas las células musculares hay receptores especiales, que son como puertas que permiten la entrada de la glucosa del torrente sanguíneo al músculo. Estas puertas se mantienen cerradas a menos que sean abiertas por acción de la insulina. La buena noticia es que el ejercicio tiene un efecto similar al de la insulina, haciendo el trabajo de la insulina más eficiente. Durante los períodos de actividad, las puertas de las células se abren fácilmente, permitiendo que más y más glucosa entre en el músculo para ser utilizada como fuente de energía. Por supuesto, el problema es que como continuas haciendo ejercicio, el nivel de glucosa en sangre va disminuyendo y puede llegar a un nivel de glucosa en sangre muy bajo.

A veces, esta disminución de los niveles de glucosa en sangre continúa después del ejercicio. Esto se debe a que la reserva de glucosa del músculo que se utilizó al principio del ejercicio debe ser reabastecida. Los músculos, necesitan reanimarse después del ejercicio, por lo que siguen tomando la glucosa del torrente sanguíneo para reponer la glucosa que se perdió.

A veces, el nivel de glucosa en sangre aumenta con el ejercicio especialmente después de la actividad vigorosa, como el levantamiento de pesas. Esto se debe a que el hígado bombea glucosa a nivel muy elevado durante el ejercicio de alta intensidad y a veces, el suministro de glucosa es mayor de lo que el cuerpo necesita, por lo que los músculos no pueden utilizar la glucosa tan rápido como el hígado produce glucosa.

Control de peso

No hay duda sobre los beneficios del ejercicio, pero la hipoglucemia inducida por el ejercicio es un problema que debe tratarse con cuidado. Muchas veces me pregunto, "¿Cuál es el punto de hacer ejercicio si tengo que comer para controlar mi glucosa en la sangre cada vez que me ejercito?" Es una pregunta justa. Después de todo, ¿quién quiere ganar peso por hacer ejercicio? La buena noticia es que los niveles de glucosa en sangre pueden ser controlados eficazmente gracias al ejercicio.

Ejemplos prácticos

Una forma de controlar tu glucosa en sangre durante el ejercicio es medir tu glucosa con más frecuencia. También puedes hacer ajustes a la dosis de insulina o medicamentos orales y ajustar los refrigerios. Ve los dos ejemplos de manejo de nivel glucosa en sangre durante el ejercicio en el lateral de este artículo.

Conoce al desafío

No hay duda de que el manejo de la glucosa en sangre durante el ejercicio puede ser un desafío, pero se puede hacer y los beneficios del ejercicio – como el control del peso, disminución del riesgo de enfermedades del corazón, la mejora de ánimo, y muchos otros - lo valen. Te recomendamos que consultes con tu médico o educador en diabetes para que te orienten y te deseamos buena suerte con el ejercicio!

Richard Weil, M.Ed., CDE, es un psicólogo que hace ejercicio, Educador en Diabetes Certificado yEspecialista en fuerza y acondicionamiento físico certificado. Es miembro del equipo de trabajo del Centro de Investigación en Obesidad del Hospital St Luke's-Roosevelt en la ciudad de Nueva York y también es consultor privado. Ha publicado docenas de artículos sobre ejercicio, diabetes y obesidad, pertenece al consejo editorial de la revista Diabetes Self-Management, ha contribuido en los capítulos sobre ejercicio de varios libros e imparte charlas a nivel local y nacional sobre ejercicio, obesidad, diabetes y salud en general, tanto a profesionales de la salud y a público en general. Está actualmente involucrado en diversos protocolos de investigación sobre los efectos del ejercicio en la prevención de la diabetes tipo 2 en adolescentes.

Nota importante: El contenido de este artículo no pretende ser un sustituto de consejo médico profesional, diagnóstico o tratamiento. No menosprecies los consejos de tu médico o retrases tu consulta por algo que hayas leído en este artículo.


[spacer image]
[spacer image]